La capacidad de ser capaces II

Collage de actividades del Grupo Social ONCE

03/Abril/2020

Actualidad institucional

Miguel Carballeda, presidente del Grupo Social ONCE: "Debemos sentirnos orgullosos de cómo todo el Grupo Social ONCE, como una gran Organización que se mueve al unísono, se ha volcado, una vez más, en la solidaridad en estos días tan difíciles, tanto hacia los nuestros como hacia el resto de la ciudadanía"

 

 

A continuación el texto completo de la nueva carta abierta del presidente del Grupo Social ONCE ante la situación del coronavirus:

Estimados compañeros y compañeras (afiliados/as y trabajadores/as) del Grupo Social ONCE:

Hace apenas quince días desde las últimas letras que os remití, recordándoos nuestra especial capacidad para ser capaces, incluso en estos momentos tan difíciles. Permitidme primero interesarme por vuestra situación y la de vuestros seres cercanos, así como tener también palabras especiales para quienes estáis sufriendo en primera persona los efectos del coronavirus o habéis perdido algún familiar cercano o algún amigo. Sentid que estamos cerca siempre y contad con nosotros.

Debemos sentirnos orgullosos de cómo todo el Grupo Social ONCE, como una gran Organización que se mueve al unísono, se ha volcado, una vez más, en la solidaridad en estos días tan difíciles, tanto hacia los nuestros como hacia el resto de la ciudadanía, que conoce bien que, en estos momentos, puede seguir confiando en nosotros como lo ha hecho, cada día, durante los últimos 81 años.

Hemos llegado prácticamente a la totalidad de nuestros mayores (especialmente los 15.000 que viven solos), para asegurar sus necesidades mediante trabajadores sociales, psicólogos, otros profesionales o voluntarios; nuestros docentes se están volcando para que nuestros estudiantes ciegos no pierdan el curso y sean uno más, iguales desde casa; estamos contactando con nuestros compañeros sordociegos; nuestra Fundación ONCE ha generado iniciativas de voluntariado que están dando cobertura a personas con movilidad reducida que viven en localidades aisladas; el Grupo Social ONCE utiliza, en diferentes servicios, impresoras 3D, que antes fabricaban libros en relieve para niños ciegos o piezas para personas con discapacidad, y que hoy producen mascarillas y respiradores para hospitales; y nuestros centros educativos se ofrecen y convierten, como el de Madrid, en residencias medicalizadas para colaborar en la descongestión de los hospitales para la atención a los enfermos de Coronavirus.

En Ilunion, nuestros trabajadores de lavanderías, de limpieza, de seguridad o de call-center, entre otros, están permitiendo que se mantenga limpia la ropa de los hospitales y residencias; atendiendo telefónicamente situaciones extremas; o limpiando y desinfectando en zonas de riesgo; poniendo nuestros hoteles a disposición de las autoridades sanitarias, con ejemplos como Ilunion Atrium y Alcalá Norte en Madrid, o Alcora en Sevilla ya convertidos en imagen de la solidaridad para los enfermos y sus familias, que conocen cómo nuestro Grupo Social los recibe y se vuelca con ellos y como también se hará en hoteles de Barcelona, Zaragoza o Málaga, entre otras localidades.

Todos los que formamos esta gran familia, del Grupo Social ONCE, compuesta por muy buena gente, estamos respondiendo con el compromiso y la solidaridad que la ciudadanía conoce y valora. Somos personas que trabajan para personas y lo seguiremos siendo y demostrando.

Nos enfrentamos, individualmente y como Institución, a decisiones difíciles: nuestros más de 19.000 vendedores de productos de juego responsable están en sus casas, sin poder llevar a cabo ningún tipo de actividad laboral y tratando de superar estos momentos; nuestros hoteles, cerrados al turismo pero abiertos a la solidaridad; nuestras gentes de Fundación ONCE o en áreas de automoción, fisioterapia, tiendas y otros quehaceres, también han tenido que parar su actividad y están en sus domicilios esperando a que se levante el estado de alarma. Esto nos obliga, como al resto de empresas e instituciones, a tomar las medidas que salvaguarden el empleo y garanticen nuestra continuidad con la responsabilidad y el compromiso del Grupo Social ONCE, en línea con las posibilidades que nos permite la legislación especialmente aprobada para esta situación, y negociadas con los representantes legales de los trabajadores.

Tened claro, que nuestra intención y nuestra obligación es salvaguardar al máximo el empleo que, como bien sabéis, en nuestro caso no es un medio para lograr ingresos, sino un fin en sí mismo, un objetivo, el de dar trabajo a la mayor cantidad posible de personas con discapacidad, generando nuevas oportunidades de vida, y así va a seguir siendo.

Os pido por tanto, el máximo de comprensión porque, como os decía hace unos días, todo lo que hacemos es siempre pensando en vosotros y vosotras, en las más de 72.000 personas afiliadas a la ONCE, en los 73.000 trabajadores y trabajadoras de nuestro Grupo, y en las múltiples personas que tienen una relación con esta gran familia de la que formamos parte.

Hoy, todos y cada uno de nosotros somos un profesor que sigue ayudando a su alumno ciego; ese cuidador de perros que asiste un parto y ve ya un perro guía; el trabajador de lavandería que se viste y protege para seguir permitiendo que enfermos y médicos tengan ropa limpia o aquél de un hotel que lo está preparando para recibir enfermos; ese trabajador social o psicólogo cuyo teléfono echa humo contactando con nuestros afiliados; un técnico de ONCE o de Fundación ONCE que imprime mascarillas y respiradores para hospitales; el voluntario que recoge medicamentos y los lleva a una persona con graves problemas de movilidad en un pueblo escondido; o ese vendedor de la ONCE que cada mañana coloca y vuelve a colocar su TPV y su chaleco esperando volver a la calle con ilusión y alegría.

Somos el Grupo Social ONCE, los que también podremos con esta realidad cruda que nos ha tocado vivir y de la que una vez más, unidos, vamos a salir para compartir, abrazar y valorar aún más, si cabe, que “LA ILUSIÓN PUEDE CON TODO”.

Somos personas con capacidad para ser capaces y demostrarlo, ahora más que nunca. Adelante compañeros y compañeras que el abrazo está cercano, que no quede por nosotros.

¡¡¡Somos el Grupo Social ONCE!!!

 

Compartir