Web de la ONCE

Estás en:

Servicio de Apoyo al Empleo

El desarrollo profesional no es sólo una necesidad vital; para las personas discapacitadas es una vía de integración en la sociedad. Una vía plagada de dificultades en la que una buena formación es determinante.

Por eso la ONCE actúa en dos direcciones: incidiendo en la importancia de la formación y buscando el compromiso de los agentes sociales que intervienen en el mundo laboral.

La fuente principal de empleo de las personas con ceguera o discapacidad visual es la venta del Cupón y otros juegos de azar de la ONCE, pero hay muchos profesionales con discapacidad visual bien preparados para ejercer otras tareas: abogados, economistas, psicólogos, técnicos de sistemas de información que buscan una oportunidad para demostrar su valía.

Además de facilitar y apoyar los procesos formativos, las personas ciegas y deficientes visuales reciben de la ONCE asesoramiento, recursos y determinadas ayudas para su desarrollo profesional.

La contribución de la ONCE a la generación de empleo

La ONCE y su Fundación como agente social generador de empleo, se ha comprometido a crear en el periodo 2012/2021, 15.000 nuevos puestos de trabajo y a realizar 30.000 acciones formativas para personas con discapacidad.