Web de la ONCE

Estás en:

Cultura

La cultura nos llega a través de muchas vías, pero quizá sea la escritura el sistema más utilizado para su transmisión. La información escrita no es ya únicamente la que recibimos en un formato impreso, es también, y cada vez más, información electrónica: Internet, libros digitales... Conseguir que las personas con discapacidad visual puedan acceder, de manera autónoma, a toda la información impresa y electrónica es una de las metas en la que participan los servicios culturales de la ONCE.

Con este fin, adaptamos a formatos más accesibles los documentos impresos que son de interés para nuestros usuarios, por ejemplo, aquéllos que precisan para realizar sus estudios, desempeñar sus tareas laborales, o llenar el tiempo libre. Este último aspecto es fundamental, porque como experiencia vital que es, el ocio constituye un espacio creativo, implica una dimensión plural y pública, nos permite relacionarnos y es un claro indicador del nivel de inclusión social.

Para conseguir estos objetivos, es imprescindible mantenerse al frente de todas aquellas iniciativas internacionales relacionadas con la cultura y con la adaptación de textos impresos a formatos accesibles y su distribución, y estar al día de los avances que se producen en estas áreas.

Por ello, la ONCE -una de las fundadoras del Consorcio DAISY (página web en inglés) y miembro de pleno derecho desde su creación, en 1996-, ha aportado sus recursos técnicos y humanos para establecer el actual estándar de libros hablados digitales estructurados. Igualmente, participa de los avances que se producen en la IFLA (Federación Internacional de Asociaciones de Bibliotecarios y Bibliotecas) (página web en inglés), Sección de Bibliotecas que da servicio a personas con dificultades para el acceso al texto impreso, de la que es miembro desde 1988.

Pero además de la adaptación y distribución de una parte de la ingente cantidad de información que se genera cada día, se realizan acciones dirigidas a hacerla accesible desde el momento de su creación, sin transformaciones a posteriori, como un elemento más para esa inclusión plena de las personas con discapacidad visual que nuestra institución persigue.

Finalmente, hay que señalar que la ONCE, consciente de las inquietudes culturales de sus afiliados, promueve una serie de iniciativas con el doble objetivo de acercar la oferta cultural existente y de promocionar sus inquietudes creativas.

Para quienes escriben

Para quienes actúan, hacen música o artes plásticas

Para quienes forman parte, o quieran pertenecer a un Grupo de Música o Teatro

Para quienes gustan del cine y del teatro

Para quienes quieren divertirse

Para quienes disfrutan de los museos, monumentos, de caminar…