Web de la ONCE

Estás en:

Más de 100 afiliados de la ONCE visitan el 40 Festival Internacional de Teatro Clásico de Almagro

17 de julio del 2017

Los días 15 y 22 de julio

Todos los fines de semana del Festival serán accesibles para personas con discapacidad visual o auditiva

Un afiliado toca el vestuario en el Festiva de Teatro de Almagro ayudado por su hija

Un año más, casi un centenar de afiliados de la Delegación Territorial  de la ONCE en Castilla-La Mancha acudirán al 40º Festival Internacional de Teatro Clásico de Almagro que, por sexta vez, cuenta con el servicio de audiodescripción en algunas representaciones de obras de Calderón de la Barca (el día 15), “La Dama Duende”; y de Lope de Vega (el día 22), “El Perro del Hortelano”. Ambas en el Hospital de San Juan de Almagro.

De forma previa a las representaciones, los visitantes de la Delegación tienen la oportunidad de hacer un “touch-tour”, con el  fin de poder tocar los diversos elementos relacionados con el vestuario y la escenografía de la representación. Además, el día 16, el profesor de la ONCE Ángel Céspedes impartió un taller sobre teatro accesible, al que también acudieron un grupo de niños y adolescentes con discapacidad visual.

El Festival Internacional de Teatro Clásico de Almagro, para celebrar su 40 aniversario,  rendirá homenaje al público y a los actores y actrices que han pasado por sus escenarios. En esta edición se celebrarán 102 representaciones, a cargo de 50 compañías, de las que 36 son españolas, correspondientes a nueve Comunidades Autónomas (Madrid, Cataluña, Andalucía, Castilla-La Mancha, Castilla y León, Aragón, Extremadura, Comunidad Valenciana y País Vasco). Además, se han programado 24 eventos gratuitos, dos exposiciones, una exposición a través de intervenciones singulares y 10 eventos especiales.

Desde que comenzara su andadura en 1978, el Festival Internacional de Teatro Clásico de Almagro se ha convertido en uno de los más emblemáticos e importantes del mundo, en el que se dan cita creadores, académicos y público. Es en 1981 cuando el Festival tuvo una mayor significación.

 

Compartir en: